Gabriela Coutiño

El Gobierno de Chiapas debe investigar las condiciones laborales y de crisis institucional que atraviesa el Colegio de Bachilleres de Chiapas, demandaron los trabajadores.

A partir del trabajo de investigación publicado “Impunidad y crisis en el Colegio de Bachilleres de Chiapas”, gabycoutino.com: https://bit.ly/2JsIssY y de alertachiapas.com https://bit.ly/32jiLE7 empleados y académicos del COBACH enviaron a esta reportera información sobre los descuentos que paulatinamente les vienen haciendo desde el 2017, una partida que se descubrió correspondía al nombre de “Jubilación en parcialidades”.

En numerosos comentarios vía mensajes privados, la base trabajadora cobachense quieren enterarse de dos cosas:

Uno; ¿hay investigaciones en marcha?, en caso de haberlas ¿en manos de quien están?. Dos; ¿qué ha hecho el SUICOBACH y la dirigencia central de la institución educativa para proteger sus derechos laborales?.

¿Pero, de que se trata la crisis cobachense?

Como mencionamos líneas arriba, desde el 2017 paulatinamente a los trabajadores del COBACH se les ha ido descontado de su sueldo, una partida que se descubrió correspondía al nombre de “Jubilación en parcialidades”.

El caso sale a la luz cuando en la “Consulta de Ingresos y Retenciones que reporta el COBACH, en comprobantes fiscales de Nómina Acumulado Anual al Servicio de Administración Tributaria (SAT) del 2017, los trabajadores cobachenses descubrieron que se les descontaba de su sueldo una “prejubilación” no solicitada.

Los descuentos van desde los 75 mil a los 300 mil pesos. No aparecen en la nómina pero si aparecen ante el SAT. El problema es que la “prejubilación” cancela todas las prestaciones laborales de los trabajadores, porque sencillamente, el trabajador ya no sigue cotizando.

¿Hay investigaciones en marcha?

Desde el sexenio pasado -período donde por cierto ocurrió la Estafa Maestra del COBACH- el SUICOBACH ha instado a las instancias correspondientes a que se ejecute una investigación. Específicamente, esa denuncia se interpuso el 23 de noviembre del 2018.

El propio ex titular de la Auditoría Superior del Estado reconoce que existe una orden de auditoría; la número 184/2018 y que dicha denuncia presentada por el SUICOBACH está en proceso de investigación. Es decir, la investigación está en manos de la Auditoría Superior del Estado de Chiapas.

Si bien es cierto que el SUICOBACH ha solicitado a las autoridades competentes que el asunto se aclare, ¿Qué ha hecho la nueva autoridad cobachense? sencillamente no se ha pronunciado al respecto.

Pero lo peor es que al cambio de gobierno, el anterior auditor superior del estado renuncia al cargo y la titularidad de la Auditoría Superior del Estado ahora en otras manos, responde ya al gobierno de la Cuarta Transformación. Y es aquí en donde vienen las sorpresas.

Mediante una petición de acceso a la información con el folio PNT: 003462019 de fecha 21 de mayo de este año; la Auditoría Superior del Estado responde que “no existe ninguna investigación derivada de la denuncia del sindicato SUICOBACH”.

La contradicción de la Auditoría Superior del Estado de la Cuarta Transformación es evidente.

¿Qué oculta?

¿A quien quiere proteger y porqué?

¿Quién está detrás de los dos anteriores directores generales del COBACH que toda la comunidad señala como los responsables?

¿Cuando habrá una declaración de las nuevas autoridades cobachenses?

¿Que esperan para insistir en las investigaciones?

¿No quieren o no pueden investigar?

El sindicato, a pesar de interponer las demandas, tampoco se salva. Como se señala en el texto de investigación, es una institución opaca y poco transparente. Por si fuera poco, dominada por un cacicazgo que se prepara para continuar dominando a la base cobachense.

¿Porqué no transparenta la información como lo hacen todas las instituciones?

¿Que espera para implementar su portal de transparencia?

La crisis cobachense escalará. A la institución le faltarán recursos para este año y como siempre, los trabajadores tendrán que ser quienes asuman los costos. A ello súmele que el mega fraude, la Auditoría Superior del Estado de la Cuarta Transformación, oficialmente está dejándolo en el olvido.

De nuevo las preguntas: ¿Porqué y a quién o quienes buscan proteger?

Anuncios

Deja un comentario