Samuel Revueltas

 

La tradición del Niño Florero que consiste en cortar flor de niluyarilo y nulirosa de los Altos de Chiapas y llevarlo como ofrenda a Chiapa de Corzo, despertó polémica en redes sociales.

El ambientalista Efraín Orantes Abadía visibilizó que, aunque en este año no se realizó la tradición por la pandemia, hay ciudadanos que realizaron la corta de manera individual.

Indicó que esta acción se trata en realidad un saqueo de flora protegida y en peligro de extinción, lo cual es sancionado por las autoridades.

Incluso, mostró cómo el ciudadano Roger Nanguyasmú, quien de acuerdo con el denunciante pretende aspirar a la presidencia municipal de Chiapa de Corzo por Morena, respalda la acción.

A las denuncias en redes vinieron los reclamos de ciudadanos que defienden la tradición.

Juan Alberto E C capturó los mensajes del ambientalista y comentó: “Pueblo chiapacorceño como ven a este grandisimo animal, que esta en contra de la tradicional de nuestro querido niño florero, pero nada más habla por hablar (sic)”.

En el artículo 420 fracción IV del Código Penal Federal, en el capítulo de Delitos contra el ambiente gestión ambiental, se estipulas las penas por esta acción que va de uno a nueve años de prisión y de 300 a 3 mil mil días de multa a quien ilícitamente capture, posea, transporte, acopie, especies de flora y fauna en peligro de extinción o sujeta de protección.

More

Deja un comentario