Gabriela Coutiño

Tuxtla Gutiérrez, Chis. 16 Agos.- Cientos de mujeres se manifestaron en la capital chiapaneca y la colonial ciudad de San Cristóbal de las Casas para demandar un alto a los feminicidios y la violencia hacia el género que ha ido en aumento.

“Ni una más, ni una más, ni una asesinada más”, corearon decenas de mujeres en Tuxtla Gutiérrez que vistieron de negro con los rostros cubiertos repudiando los feminicidios y trans feminicidios, así como las violaciones sexuales. Mientras que en San Cristóbal de las Casas señalaron que “un pueblo feminicida no es mágico”.

Los manifestantes indicaron que según cifras oficiales, en lo que va del año han sido asesinadas en Chiapas, 35 mujeres; la mas reciente, María de la Luz Vázquez Jiménez, de 23 años de edad, fue asesinada el pasado miércoles por su exnovio.

“Volvemos a salir a las calles, y saldremos cuantas veces sean necesarias. Venimos de negro, no festejamos nada, estamos de luto, porque en este país no hay justicia para las víctimas de ningún tipo de violencia; si matan a una matan a todas”, dijo una de las manifestantes.

Al dar lectura a un pronunciamiento, activistas acusaron provocación de un Estado en el que los derechos de las mujeres “son pisoteados, omitidos y vituperados, en el que tienen mayor peso las ideas religiosas, doctrinas morales y convicciones personales que la vida de las mujeres”.

Provocación, subrayaron, es la simulación de diálogos con funcionarios públicos cerrados y cegados por sus intereses individuales, en los que las imposiciones históricas y las visiones morales dictan el curso de las conversaciones.

“Son las y los funcionarios sin compromiso real con las clases más vulnerables y violentadas que sólo usan el discurso feminista y antipatriarcal en época de elecciones , y una vez que tienen los votos y están en los puestos de poder público se olvidan que están para servir al pueblo”, expresaron.

“La policía no nos cuida, la policía nos viola, porque parece que la diamantina duele más que nuestras vidas, porque nos culpan de violentas cuando el Estado es el que se está mostrando más violento con nosotras, porque no ve nuestro hartazgo”.

Las oficinas, la diamantina, las pintas los vidrios se reparan pero las secuelas de unas víctima de feminicidio, de trans feminicidio, una violencia sexual no se arregla en un día ni se arreglan nunca, agregaron.

Las manifestantes realizaron algunas pintas en los cristales en el Congreso Local y arrojaron dimantina y brillantina.

Anuncios

Deja un comentario