Las cinco enfermeras que mantuvieron una huelga de hambre a las afueras del Hospital General Dr. Rafael Pascacio Gamboa en el 2017, informaron que aún no les resuelven el adeudo que tienen con ellas de los desvíos de recursos por parte de la Secretaría de Salud, superiores a dos mil millones de pesos.

Modesta Ramírez, integrante de este movimiento dijo que se les adeuda todos los beneficios que deberíamos de tener como el SAR, FOVISSTE, los  pagos a terceros que al día de hoy no están regularizados.

Sin embargo, actualmente cuentan con carpetas de investigación por los delitos de motín, daños a las vías de comunicación entre otros, por lo que buscaron un amparo sobre estos temas.

Por último, dio a conocer que buscarán hacer otro tipo de movilización para que se les pague lo que les corresponde y trabajaron.

Anuncios

Deja un comentario