Escuelas privadas de Tapachula fueron suspendidadas por parte de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), por realizar cobros excesivos a padres de familia y embaucar con los costos de servicios extras a la colegiatura.

 

Las escuelas de Tapachula suspendidas fueron los Colegios Izapa, La Paz y el Bachillerato Tecnológico de Tapachula, las cuales realizan cobros extraordinarios que no fueron informados puntualmente a los padres de familia.

 

La Profeco detectó que dichas instituciones realizan cobros que no están contemplados en la ley como constancias de estudios y seguros de gastos médicos, los cuales no son obligatorios. Asimismo, dichas instituciones no dan a conocer los costos de las colegiaturas, así como de otros servicios.

 

Cabe mencionar que la Profeco le colocó los sellos de suspensión como los apercibimientos correspondientes.

 

Las escuelas cuentan con un plazo de 10 días, donde deberán presentar los argumentos validos sobre los cobros que realizan o demás situaciones detectadas.

 

De igual forma, deberán colocar a la vista de los padres de familia los costos de las colegiaturas, así como otros pagos que exigen.

 

En caso de no poder justificarse, las instituciones serán acreedoras de sanciones económicas, que van desde los 700 pesos hasta los 2 millones de pesos.

 

 

More

Deja un comentario