in

Que “Tata Chico” no sea motivo de contagios en Tonalá: Iglesia

¡Sin ofrendas! las chiapanecas no podrán llegar en carros alegóricos; la tradicional celebración en honor a San Francisco de Asís no se suspenderá, será adecuada por la contingencia.

 Eric Ordóñez.

 

Tonalá, Chiapas.- Para evitar contagios masivos de COVID-19, Martín Medina Balam, párroco de la iglesia de San Francisco de Asís ubicada en el municipio de Tonalá, anunció que la celebración católica en honor al “patrón del pueblo”, será controlada y con restricciones para evitar la concentración masiva de personas.

 

“La bajada de ‘Tata Chico’ será como cada año a las 12 del día del 24 de septiembre, se va a transmitir la bajada, les pedimos que no se acerquen al templo para el recorrido con la imagen de San Francisco porque queremos evitar aglomeraciones y posibles contagios, solamente unos franciscanos irán acompañando el recorrido junto con una camioneta con equipo de sonido”, explicó Martín Medina.

 

El párroco también externó que la iglesia católica desea que “Tata Chico” no sea motivo de contagios en Tonalá, municipio que este sábado cinco de septiembre sumó un nuevo caso, alcanzando un total de 168 contagios acumulados de COVID-19 desde el inicio de la pandemia. Por tal motivo, la tradicional celebración será adecuada a la actual situación sanitaria, precisó.

 

“Vimos conveniente que este año el recorrido no sea solo el 24 de septiembre y el 8 de octubre -el último día de la fiesta- sino también el día uno de octubre y el cuatro de octubre a las 12 del día, de manera de que en cuatro ocasiones se hará el recorrido”, detalló el párroco.

Además, el sacerdote explicó que solo el día 8 de octubre, la misa será a las seis de la tarde y posteriormente se realizará el recorrido para después realizar la “subida” del santo.

 

El acceso a la iglesia será controlado y para poder cumplir con las medidas sanitarias, la parroquia de San Francisco de Asís solo recibirá a 100 feligreses del 24 de septiembre al ocho de octubre, mismos que deberán solicitar su boleto de acceso en las oficinas de dicha iglesia.

 

Martín Medina, anticipó que este año tampoco habrá eventos culturales ni puestos de feria, mucho menos quema de castillos de juegos artificiales el cuatro y ocho de octubre, no solo por la contingencia sanitaria, sino porque la parroquia se encuentra en crisis económica.

 

“Durante la pandemia los gastos como el de energía eléctrica se mantuvieron, incluso incrementaron, además, no dejamos de pagarle a nuestros empleados y por la suspensión de misas presenciales disminuyeron los ingresos de la iglesia”, compartió.

La fiesta en honor a San Francisco de Asís se distingue por las tradicionales ofrendas -largas filas de carros alegóricos con chiapanecas abordo que avientan obsequios en su paso rumbo a la iglesia- sin embargo, este año solicitaron evitar estas muestras de devoción y limitarse a llegar en familia previo registro.