in

Personal del Poder Judicial en riesgo, labora sin medidas de seguridad

El magistrado presidente, Juan Óscar Trinidad Palacios, decidió que se abriera oficialía de partes pero sin garantías ante la pandemia por el COVID-19

Samuel Revueltas

El Poder Judicial del Estado de Chiapas reactivó este lunes 3 de agosto sus actividades en oficialía de partes pero no contempló las medidas de seguridad para el personal, por lo que se quejaron de la nula garantía de salud ante la pandemia por el COVID-19.

La entidad está en semáforo naranja, lo que indica un riesgo alto de contagio, motivo por el cual los poderes Ejecutivo y Legislativo ampliaron su receso al 17 de agosto. También el Poder Judicial de Juan Óscar Trinidad Palacios lo hizo, pero reculó.

En la circular número 25, del 31 de julio, se comunicó el acuerdo número 11/2020 del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial del Estado donde se ampliaba el periodo de suspensión de labores al 14 de agosto, reanudando el 17.

Ahí también se especifica que las y los trabajadores tienen la encomienda de hacer uso de los medios electrónicos y digitales, para trabajar desde casa, para no retrasar el trabajo en sus áreas laborales, observando y cumpliendo en todo momento la normatividad jurídica y ética.

Sin embargo, fechado el mismo 31 de julio, se informó también del acuerdo del pleno del Consejo de la Judicatura de abrir las oficialías de partes común de los distritos judiciales, de 9:00 a 15:00 horas, para recibir demandas de inicio en materia civil, familiar, mercantil y burocrática.

Esta situación, dicen las y los trabajadores que de forma anónima se quejaron por el temor de represalias de Juan Óscar Trinidad Palacios, hizo que se desbordaran a la oficialía las y los abogados, sin haber atendido protocolos de seguridad.

Las imágenes que presentaron de prueba son elocuentes, y muestran cómo en la oficialía se arremolinaron las personas, sin sana distancia porque no se pusieron señalizaciones, y esto pone en riesgo a la base laboral.

Por ello exigieron al magistrado presidente Juan Óscar Trinidad Palacios que ofrezca garantías, que desarrolle programas multimedias de atención y que se ocupe por las y los trabajadores que están exponiéndose, lo cual los poderes Ejecutivo y Legislativo están asumiendo a cabalidad.