Persiste el problema de nula atención a la ciudadanía que exige servicios básicos

 

Ahora fue en la casa del presidente municipal de Bochil, Gildardo Zenteno, donde se presentó un bloqueo, solo que esta vez se trató de basura que llevaron los pobladores en señal de protesta.

Decenas de bolsas fueron apiladas en una de las calles del barrio Juan Sabines como forma de repudio al gobierno municipal, que de acuerdo a los inconformes, no atiende los problemas de su municipio.

Señalaron que el problema con el tema de la basura tiene que ver con la incapacidad de gobernar de Gildardo Zenteno, pues no ha podido gestionar donde depositar la basura.

Cabe decir que en reiteradas ocasiones, desde que entró en funciones su administración, a Bochil se le ha caracterizado por la inestabilidad y la falta de paz social.

Existen problemas fuertes como los bloqueos que realizan pobladores que exigen el pago del COPLADEM, la falta de pagos a policías y de diferentes instituciones educativas.

Incluso, en el Congreso del Estado, el diputado Omar Molina ha solicitado al presidente Gildardo Zenteno que si no puede, que renuncie al cargo, y ha señalado al munícipe de no atender las peticiones de los ciudadanos.

También acusó el diputado que el presidente municipal se ha ausentado de sus funciones ante la inestabilidad de Bochil, lo que ha generado que atienda sus gestiones desde Tuxtla Gutiérrez.

Anuncios

Deja un comentario