Extraño caso de desmayos de adolescentes en una escuela secundaria

Este jueves otros cinco se desmayaron

Gabriela Coutiño

Tuxtla Gutiérrez, Chis. 7 Feb.- Cinco menores de la Escuela Secundaria Rafael Ramírez Castañeda de esta ciudad, sufrieron mareos y desmayos, sin que realizaban actividades físicas, incidente que ocurre a 15 días que otro grupo de 20 estudiantes que realizaban ejercicios en el plantel le pasó lo mismo, denunciaron padres de familia.

Fue alrededor del medio día, cuando al plantel ubicado en la Calle 3ª Oriente Sur 125, en la colonia Francisco I. Madero llegaron socorristas de Protección Civil, Cruz Roja y personal de la Jurisdicción Sanitaria Número 1, luego del reporte de mareos y desvanecimiento de al menos cinco alumnos.

Los padres de familia se acercaron a la escuela, pero el personal directivo, administrativos y maestros cerraron la escuela, para que nadie pudiera ingresar al lugar, excepto funcionarios y socorristas, para atender a los adolescentes esta vez del primer grado.

El director rechazó dar una versión de lo que ocurre y se encerró en sus oficinas, hasta donde llegaron los padres para conocer el estado de salud de sus hijos, quienes son valorados por médicos y enfermeras.

Se desconocen las causas de los desmayos

El pasado viernes 25 de enero, a las 10:00 horas, en el mismo plantel se reportó que un grupo de 20 adolescentes del tercer grado de los grupos C y D que se encontraban realizando actividad física en el lugar, sufrieron desmayos y mareos. Como consecuencia, Alexis Sánchez Sánchez y Karla “N”, aun siguen hospitalizados y su estado de salud ha mejorado, confirmaron los padres de familia.

Fabiola Sánchez Gómez, madre de Alexis dijo que a 15 días de los hechos, el estado de salud de su hijo ha mejorado, pero sigue hospitalizado. “Sigue en estado delicado”, explicó.

Relató que cuando se enteró de que su hijo se había desmayado, corrió con su esposo al plantel, aun no habían llegado paramédicos, por lo que llevaron al adolescente al Hospital en un vehículo particular.

A 15 días de los hechos, Sánchez Gómez dice que no tiene información en sus manos que indique las consecuencias que provocaron que su hijo se desmayara.

Aseguró que a 15 días de los hechos, lejos de contar con ayuda oficial, ha sido hostigada, en su teléfono celular le han enviado memes, donde se mofan de la situación de su hijo.

Señaló que los gastos de la hospitalización, compra de medicinas y estudios han corrido por su cuenta y de su esposo, y es el momento que sigue en espera de que funcionarios de la Secretaría de Salud le digan cuáles fueron las causas del desmayo de los adolescentes.

Los padres de familia que esta tarde llegaron a la Escuela Secundaria pidieron a la Secretaría de Educación que se cierre temporalmente el plantel, en tanto, se conozcan las causas de los desmayos de los adolescentes.

Anuncios