La barbería de la calle se instala en Jiquipilas

0

Sami David Coutiño Toledo, es un joven de 24 años de edad que decidió ayudar a la gente de escasos recursos a través de la Barbería de la Calle, un proyecto personal y sin fines de lucro que realiza con indigentes el municipio de Jiquipilas.

“La idea surgió porque vi en una revista a un australiano barbero que ayuda a los indigentes cortándoles el cabello, me llamó la atención y eso me motivó a usar mi pasión por la barbería para contribuir a la sociedad.

Siento que Dios me bendijo con este arte y me dije que debía compartirlo con los que lo necesitan”, comentó el oriundo de Tecpatán.

Coutiño Toledo, se acercó a un amigo fotógrafo para que documentara los cortes de cabello, a fin de que tuviera pruebas de su trabajo cuando les ofreciera a los indigentes sus servicios totalmente gratuitos.

“Al principio a los indigentes les daba miedo porque jamás les han regalado algo, así que me acercaba, les regalaba comida, les daba ropa y les ofrecía el corte de cabello. Ellos se ponen tan feliz y esa es la mejor recompensa. Una vez le pregunté a uno por qué había salido corriendo y me dijo que porque nadie les da nada, ni cariño y por eso les da miedo”, recordó con mucha alegría.

Sami Coutiño, señala que con su acción puede ayudar a que estas personas se olviden de sus problemas y se vean beneficiados con un servicio que da desde su corazón, ya que disfruta ver a cada persona emocionada y feliz.

“No le cambié la vida a nadie, pero al menos pudo cambiarles el día, y para mí eso es más que suficiente, ya que mi único motor para esta causa es contribuir a los más necesitados. Tengo ya cinco años con la barbería y ahora es gran parte de mi vida, y por eso tengo esta necesidad de apoyar a la gente, a mí esto me ayudo a madurar y valorar”, destacó.

Este joven chiapaneco realiza los cortes de cabello y barba cada 15 días, mucha gente de su municipio lo felicita y aunque también hay gente que lo ha criticado para él lo único importante es ayudar.

“Me han criticado porque en redes sociales se difundió esta campaña pero yo creo que es bueno que más personas vean que podemos ayudar sin necesidad de tener una recompensa, que sean más los que se animen a dar algo de lo mucho que recibimos de Dios y la vida. Ojalá que esto provoqué entre la gente las ganas de generar un cambio como sociedad”, concluyó.

El peluquero que les arregla el cabello y el alma a los indigentes de Jiquipilas, Chiapas

Anuncios