Katy Caravantes, la candidata panista que sólo ha robado dulces

Redacción / aquinoticias.mx

Quien afirma que sólo ha robado dulces cuando niña —y a sus hermanos—, que odia la informalidad de las personas y que admira a quien es justa, bondadosa, imparcial, inteligente, pero sobre todo, la que se pone en los zapatos del otro, recorre las calles de la capital chiapaneca y de los municipios que conforman el Sexto Distrito Electoral para convencerlos que como integrante de la Cámara Baja del Congreso de la Unión puede ayudar a mejorar la calidad de vida de sus representados

Una de las maneras más habituales de presentar a un personaje en los medios escritos son los cuestionarios. Son un tipo de entrevista de personalidad basada en una lista de preguntas de respuesta breve. Estos cuestionarios derivan de un tipo de test, cuyo ejemplo más famoso es “el cuestionario de Proust”. Se trata de un modelo en el que el entrevistado contesta a un formulario de preguntas ya preparado que se asemeja a un test psicológico, y cuyas preguntas están diseñadas para revelar su personalidad. El nombre proviene del escritor francés Marcel Proust (1871-1922). Este respondió por primera vez al cuestionario a los 15 años, a requerimiento de Antoinette Faure, una compañera de juegos. A los 21 años volvió a contestarlo y lo tituló “Proust por sí mismo”. Estos cuestionarios fueron una moda a finales del XIX y principios del XX. Están pensados para descubrir las inclinaciones, gustos y personalidad del personaje que lo responde. A continuación te presentamos las respuestas de Katy Caravantes, candidata del Partido Acción Nacional a la diputación federal por el VI Distrito Electoral Federal, con cabecera en Tuxtla Gutiérrez:

-¿Cuál es el defecto propio que lamenta más?
Ser puntual.
-¿Cuál es el defecto que usted deplora más en otros?
Su informalidad.
-¿Cuál es su estado mental más común?
Positivo y alegre.
-¿Cuál es su mayor extravagancia?
No me considero extravagante, soy una mujer sencilla, que disfruta la vida.
-¿En qué ocasiones miente?
Cuando tengo que hablar de futbol.
-¿Qué persona viva le inspira más desprecio?
Aquella que se aprovecha del hambre, la necesidad, la falta de conocimientos y oportunidades de los demás. Uf! Creo que son muchos.
-¿A qué persona viva admira más?
Aquella que es justa, bondadosa, imparcial e inteligente y sobre todo, la que se pone en los zapatos del otro.
-¿Qué grosería dice más?
Generalmente no digo groserías.
-¿Cuál es su idea de la felicidad perfecta?
Vivir a plenitud el día de hoy.
-¿Cuál es su mayor miedo?
Alejarme de Dios.
-¿Cuál es su mayor remordimiento?
No pasar más tiempo con la familia.
-¿Cuál es la virtud más sobrevalorada socialmente?
El amor que proviene de Dios, ya que nos ayuda a entender y a valorar la vida.
-¿Qué le disgusta más de su apariencia?
Me encanta como soy.
-¿Alguna vez ha robado?
De niña, algunos dulces a mis hermanos.
-¿Qué talento desearía tener?
Saber cantar y tocar la guitarra.
-¿Qué tipo de música escucha más?
Instrumental
-¿Qué le desagrada más?
La injusticia.
-¿Cuándo y dónde ha sido más feliz?
Hoy soy feliz.
-Si pudiera, ¿qué cambiaría de su familia?
Nada, estoy contenta con la que me tocó.
-¿Cuál es su mayor logro?
Ayudar a otros, servir.
-¿Cuál es su posesión más atesorada?
Mis libros.
-¿Cuál es la manifestación más clara de la miseria?
Toda clase de abuso a nuestros niños, mujeres y ancianos.
-¿Dónde desearía vivir?
No dejaría Chiapas por ningún otro lugar en el mundo.
-¿Cuál es su pasatiempo favorito?
Leer e ir al cine.
-¿Cuál es la cualidad que usted aprecia más en una mujer?
Que sea sincera.
-¿Cuál es la cualidad que usted aprecia más en un hombre?
Que sea sincero.
-Si pudiera elegir ser un personaje de ficción, ¿cuál escogería?
Me encantaría ser la Mujer Maravilla o cualquiera de las tres mujeres de los Ángeles de Charly.
-¿Cuáles son sus héroes de la vida real?
Aquellos que ayudan a sus semejantes desinteresadamente.
-¿Cómo le gustaría morir?
Dormida en mi cama, después de leer un buen libro.
-Si después de muerto debe volver a la Tierra, ¿convertido en qué persona o cosa usted regresaría?
Me gustaría, si se pudiera, regresar siendo mariposa libre para volar.