CIUDAD DE MÉXICO 25-Jan-2021 .-De cara a la nueva relación bilateral entre México y Estados Unidos, organizaciones civiles pidieron a los Presidentes de ambos países, Andrés Manuel López Obrador y Joe Biden, atender a los migrantes que han quedado varados en la frontera norte del País.

Organizaciones como Sin Fronteras celebraron que la nueva Administración estadounidense suspendiera el programa Quédate en México, que obligaba a los migrantes que solicitaban asilo a permanecer en México mientras se resolvía el trámite.

“Resulta indispensable que las personas afectadas por este inhumano programa, en especial aquellas que se encuentran en sistemas de listas causadas por ‘metering’, sean atendidas de manera inmediata por ambos países para restituir el goce de sus derechos humanos”, señalaron las más de 80 organizaciones.

En un posicionamiento resaltaron la iniciativa mexicana de un plan de desarrollo junto con El Salvador, Guatemala y Honduras, con el acompañamiento de la CEPAL y del Sistema de Naciones Unidas, que busca hacer de la migración una decisión libre.

“Insistimos en la importancia de un trabajo en conjunto que ayude a asegurar los fines en la implementación de estos planes, construidos con enfoque de desarrollo, derechos y seguridad humana”, refirieron.

Y agregaron que es importante que durante la pandemia por Covid-19 las personas migrantes y solicitantes de asilo tengan acceso a la vacuna contra el SARS-CoV-2, destacando que la protección de las personas en movilidad representa también la de otras personas.

Por separado, Daniel Berlín, subdirector de la organización Asylum Access, destacó que a pesar de que la Administración de Biden seguramente seguirá presionando para controlar los flujos migratorios, es previsible que no se insista en el despliegue de militares en la frontera con Guatemala.

“Hemos visto, en el caso Cienfuegos, que cuando México realmente quiere rebatir a Estados Unidos tiene con qué, entonces el dejar de desplegar a la Guardia Nacional en la frontera sur será más una cuestión de voluntad (de México)”, dijo.

“Esta excusa de no abrir las fronteras por una amenaza estadounidense no va a estar más presente”.

Berlín apuntó que la colaboración entre ambos países siempre ha existido, pero a diferencia de los últimos años, cuando se trabajó para militarizar las fronteras, en la nueva Administración de Joe Biden ambos países podrán trabajar para respetar los derechos de los migrantes.

“Creo que hay mucha oportunidad para que México pueda retomar su tradición de acogida a migrantes y dar una bienvenida a las personas que tienen una necesidad de reconstruir sus vidas o para pasar hacia Estados Unidos”, consideró.

More

Deja un comentario