in

“Estamos a punto de pedir limosna”, lamentan socios del Conejobús

Desde enero no les dan su mensualidad y en total el adeudo ya es por 22 millones; no entienden cómo hay déficit si antes la ruta 1 y 2 eran las más rentables

Samuel Revueltas

A las socias y socios de las rutas 1 y 2 del Conejobús las cuentas no les cuadra. No entienden cómo la Sociedad Operadora reporta números rojos cuando antes, siendo colectivos, eran las más rentables.

En voz de los socios, José Alfonso Rincón Gumeta se quejó que no les han pagado desde enero de 2020 y por tanto ahora el adeudo creció a 22 millones de pesos y, encima de ello, el secretario de Movilidad y Transporte, Aquiles Espinosa García, inteta disolver la sociedad.

Aseguró durante la protesta que encabezaron en Palacio de Gobierno, que al quitarles la concesión a 125 socios y cooperativas, hay la propuesta de darle otras rutas, lo cual no ven justo pues la 1 y 2 son las más demandadas y que les costó años de enfuerzo conseguirlas.

Luego de eliminar los colectivos y crear el Conejobús, el Gobierno del Estado los juntó en sociedad para percibieran 15 mil pesos cada mes, lo cual quedó en acta constitutiva junto con la propuesta de creación de un fideicomiso.

Este pago mensual a las y los socios fue a cambio de ceder el uso de las unidades por las dos principales rutas de Tuxtla, es decir que de dueños pasaron a ser socios; incluso la cantidad ofrecida era menor que lo que sacaban al mes, pero que cedieron porque el panorama que les pintaron era de múltiples beneficios a la sociedad con unidades de primera.

La excusa que les dan para no pagarles es que no hay dinero, “estamos muy pobres, estamos a punto de pedir limosna”, lamentó José Alfonso Rincón.

De la Secretaría de Movilidad y Transporte lo único que han recibido es la espalda, porque en lugar de ayudarles, lo que han hecho es tratar de disolver la sociedad para quitarles lo que les pertenece y darles rutas alternas.

“El Conejobús es rentable totalmente. Por qué cuando nosotros éramos solos, todo mundo estaba contento, todo mundo estrenaba; porque la necesidad del pueblo era mucha y nos daba para tener ingresos, ahorita el dinero que ingresa al Conejobús lo reparten y nosotros no sabemos nada”, puntualizó.