Gabriela Coutiño

Tuxtla Gutiérrez, Chis. 21 Feb.- Indígenas tsotsiles y Tsetsales desplazados por violencia política y conflictos agrarios en los municipios de Ocosingo, Chenalhó y Zinacantán viajaron a la Ciudad de México para protestar frente a Palacio Nacional, donde instalaron un plantón y buscar reunirse con el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El grupo de 135 personas, representantes de 444 desplazados, realizaron una marcha por Paseo de la Reforma, la avenida más importante de la capital hasta llegar al zócalo, donde instalaron un campamento y pancartas demandando la atención de las autoridades.

Catalina Entzin López, vocera de los desplazados explicó que decidieron protestar frente a Palacio Nacional porque en Chiapas con el gobierno de Rutilio Escandón no han encontrado respuestas a sus peticiones de brindarles ayuda humanitaria, así como educación para los menores víctimas del desplazamiento forzado.

“Venimos a acá, por si acaso Andrés Manuel López Obrador nos toma en cuenta, porque desgraciadamente en Chiapas, no hay ninguna cuarta transformación”, dijo al pedir la intervención del gobierno federal.

Señaló que los desplazados piden que se les garantice un retorno seguro a sus comunidades de origen, reparación de daños por pérdida de sus casas, parcelas y ganado, así como el desarme de los grupos armados civiles ligados a las autoridades municipales.

En el rubro de justicia y seguridad, reclaman vinculación a proceso de agresores y desarticulación del grupo armado que opera en Chenalhó, que causó el destierro de cientos de personas en mayo de 2016 en el gobierno de Manuel Velasco; además se asuman medidas de no repetición de  agravios.

“Rutiiio Escandón, está retomando el trabajo de Manuel Velasco; no tenemos un avance en la justicia, y el se comprometió a resolver la situación, pero resulta que nada; nos llevan alimentos, pero las principales demandas no las atiende”, señalo Entzin López.

La vocera de los desplazados agregó que los grupos armados de Chenalhó continúan amenazándolos en el campamento que mantienen en San Cristóbal de las Casas. “Por eso demandamos la justicia, que se desarmen a los paramilitares y se meta a la cárcel a los responsables a quienes los organizaron: los políticos del partido verde”, indicó.

El grupo de 135 realizó una marcha y se instaló en “plantón” afuera de Palacio Nacional en espera de “ser escuchados por el presidente, o cuando menos que sepa de la existencia de los desplazados”, indicó el activista Diego Cadenas Gordillo.

Los 444 desplazados de comunidades de Chenalhó, Zinacantán y Ocosingo fueron echados de sus viviendas y tierras durante el gobierno de Manuel Velasco Coello (2012-2018).

 Desde entonces piden que se les garantice un retorno seguro a sus terruños, así como reparación de daños por pérdida de sus casas, parcelas y ganado.

 Los tzotziles exigen que se cumpla con la ayuda humanitaria, que consiste en alimentación, techo digno, medicamentos y trabajo.

 Esta noche los desplazados instalaron sus campamentos de pernocta afuera del Palacio Nacional.

More

1 COMENTARIO

  1. Pingback: Chiapas/Guerrero: Desplazados se juntan en un plantón frente a Palacio Nacional | Blog SIPAZ

Deja un comentario