Hojas de apuntes
 
ENRIQUE ALFARO
 
Hasta ahora se empieza a entender los verdaderos propósitos que hubo tras la reforma a la constitución chiapaneca aprobada por la actual legislatura y que impidió, por esta ocasión, coincidiera la fecha de las elecciones federales y estatales.

Desde entonces se preveían escenarios complejos y sus posibles soluciones. Luego de enterarme que Fernando Castellanos Cal y Mayor está registrado en la elección federal como candidato a diputado plurinominal y aún aspira a participar en el proceso local, no tengo la menor duda que el actual operador electoral, que observa la ciudad desde la torre, supo desde entonces trazar recovecos para mantener la instrucción: cuidar el crecimiento de los alfiles.

En el caso del joven legislador, no es la primera vez que escucho que fue sacado de la contienda por la capital chiapaneca. Cuando lo nombraron dirigente estatal del Partido Verde Ecologista de México, se dijo que su nueva responsabilidad lo alejaba de Tuxtla, que se descarrilaba su pretensión.

Sin embargo, la designación tuvo dos consecuencias inmediatas: se detuvieron los ataques en su contra de parte de sus malquerientes y, finalmente, creció su figura al permitírsele recorrer todo el estado.

No olvidemos que al concentrar la capital los más destacados medios electrónicos e impresos, sus recorridos le permitieron mantener su presencia diaria ante los tuxtlecos, sin desgastarse ni confrontarse con los otros aspirantes a la alcaldía.

Ahora que nuevamente se insiste en que su registro en el listado a diputado plurinominal lo retira de la carrera por Tuxtla, de la que nunca se fue, habrá que recordar que en su condición de dirigente estatal del verde y candidato por la tercera circunscripción que incluye Chiapas, puede continuar haciendo campaña por todo el estado, acrecentando su figura ante el electoral de la entidad.

Así, sin estar expuesto al fuego de sus opositores que lo creen anulado, puede mantener su activismo sin abandonar su principal aspiración inmediata.

En el joven legislador se han invertido los más grandes esfuerzos desde el inicio del sexenio ¿porqué habrían de tirar todo por la borda? Al contrario, es evidente que lo cuidan y operan continuamente para protegerlo del fuego amigo y enemigo.

Sin embargo, Tuxtla tendrá una candidatura PRI-Verde que introduce otras aristas que es necesario considerar…

Pensando en el caso del Secretario de Gobierno, Eduardo Ramírez, las fechas diferidas de las elecciones también lo beneficiaron. Tal vez más de lo que hasta ahora ha trascendido.

El aplazamiento del proceso electoral local le permitió poder operar las candidaturas federales sin abandonar su posición de principal responsable de la gobernabilidad del estado. Ahora puede continuar resolviendo las candidaturas a alcaldes y diputados (incluyendo la suya), aún sin que se venza la fecha en que debe separarse del cargo.

Así, Eduardo podrá renunciar a su encargo para asumir una nueva aspiración habiendo dejado avanzada la operatividad electoral de la que se le responsabilizó. En Ramírez, también se han invertido esfuerzos considerables y es evidente que se  le ha cuidado.

comentarios

comentarios

Compartir